Rumanía

Bucarest, un punto de partida

Bucarest


Bucarest es una ciudad con fama de ser fea, quizás hay quien piense hasta que no es hospitalaria, o que tiene cierto peligro, pues la verdad, que aterrizar en Bucarest, coger un tren hasta el centro de la ciudad y andar por sus calles es un ejercicio de entender qué es lo que pasa y qué es lo que ha pasado con Bucarest. Es cierto que las ciudades de los países del este suelen tener bastante encanto, al menos a primera vista, y con Bucarest eso no ocurre, pero rascando y paseando se pueden llegar a encontrar lugares que por su arquitectura y su historia marcan de una forma muy especial al visitante.

Bucarest Gara de Nord

Quien piense que Bucarest no es hospitalaria quizás sea porque nunca han estado, y no sólo Bucarest, todo el país es un lugar maravilloso y muy hospitalario, la gente es realmente agradable y simpática. Y con respecto a la seguridad, en Bucarest no te va a pasar nada que no te pueda pasar en Barcelona, Madrid, Londres o París, así que el sentido común es un gran compañero de viaje.

¿Qué ver en Bucarest?

Parlamente de Bucarest

El centro de la ciudad se modificó bastante debido a la construcción megalómana del Parlamento por el megalómano dictador Nicolae Ceausescu.

Es importante poner en contexto su construcción, está comenzó en el año 1984, y para su construcción se derribó casi un sexto de la ciudad, imaginad qué barbaridad, está en todo el centro, y se derribaron cuatro sinagogas, decenas de monasterios medievales, iglesias ortodoxas y por supuesto miles de viviendas. Para su construcción se necesitaron miles de obreros, alrededor de 25 mil personas 24 horas al día, a la muerte de Nicolae Ceausescu aún no se había finalizado.

Parlamento Bucarest

¿Y qué hay sobre las dimensiones? Pues es el edificio más grande del mundo después del Pentágono, tiene doce plantas de altura y ocho plantas subterráneas, mide casi 90 metros de altura, la verdad que hasta que no se está ahí y se ve, es casi imposible hacerse una idea de lo que significan esas dimensiones. El parque Izvor justo en frente, ayuda a engrandecer aún más el tamaño del edificio.

Ahora el uso que se le da es el Parlamento de Rumanía y también sede del Museo Nacional de Arte Contemporáneo, pero en un principio era conocido como la Casa del Pueblo, y su destino era ser la sede del Partido Comunista.

Iglesia Parlameto

Boulevard Uniri

El Boulevard Uniri, viene siendo un paseo enorme, de dimensiones enormes, pretendía ser Los Campos Elíseos de Bucarest, no en vano, Bucarest fue conocida como la pequeña París.

Parque Uniri

El parque Uniri nos lleva a cruzar el río Dambovita, donde nos vamos acercando hacia el centro histórico, que por suerte no se vio afectado por la megalomanía de Nicolae Ceausescu. Esta zona está llena de edificios barrocos, palacios, el Museo Nacional de Historia, en la Calle Victoriei, donde caminando, siempre a mano derecha nos encontraremos con varias calles peatonales, que nos van a recordar a otras ciudades como Budapest, y es que esta zona está especialmente bien conservada, es una zona muy comercial.

Zona Universidad Bucarest

Zona Universidad Bucarest

Plaza de la Universidad

Siguiendo la calle Victoriei llegamos hasta el Boulevard Regina Elisabeta y si paseamos hacia la derecha, nos encontraremos con la Plaza de la Universidad, un lugar con recuerdo bastante duro, ya que fue aquí donde ocurrieron los sangrientos acontecimientos cuando miles de manifestantes en su pulso contra el régimen de Ceausescu fueron asesinados al abrir fuego los militares con ametralladoras, testigos de esta masacre fueron los periodistas extranjeros que se encontraban en el Hotel Intercontinental, allí se encuentra un memorial a estas víctimas.

Hotel Intercontinental Bucarest

Plaza Universidad Bucarest

Plaza de la Universidad Bucarest

Plaza de la Revolución

Podemos seguir caminando por la Boulevard Nicolae Balescu hasta la calle Dobrescu, hasta la Plaza de la Revolución, allí hay un memorial la revolución contra Ceausescu, también hay edificios de la Universidad como la Biblioteca, el antiguo Palacio Real que ahora es el Museo de Arte de Rumanía. Esta zona está realmente bien conservada, merece la pena andar por todas sus calles.

Plaza de la revolución

Plaza de la revolución

Plaza de la revolución

Jardines Cismigiu

Estos jardines son un lugar perfecto para descansar, echarse en el césped y ver pasar a la gente, un lugar para descansar de un largo día caminando por las calles de Bucarest, quizás este sea el lugar perfecto para darse cuenta de la cantidad de tópicos que existen de ciertos lugares que no son reales.

Jardines Bucarest

Alojamiento en Bucarest

Para dormir, un lugar agradable y tranquilo es el Butterfly Villa Hostel, está a unos 5-10 minutos andando desde la estación de trenes Gara de Nord.

Puedes encontrar otras alternativas para alojarte en el siguiente enlace, Alojamiento en Bucarest.

Cómo llegar desde el aeropuerto a Bucarest

Se puede ir desde el aeropuerto de Otopeni hasta la estación trenes norte Gara de Nord mediante un tren, primero hay que coger un autobus lanzadera hasta una cercana estación de trenes, donde podemos coger el tren que nos llevará hasta el centro de la ciudad. Podéis ver este enlace más actualizado.
Aeropuertos de Bucarest

Hay otro aeropuerto en Bucarest, Baneasa, que es usado por la aerolíneas de bajo coste, y se encuentra muy cerca del centro de la ciudad, hay bastantes autobuses express que te llevarán al centro de la ciudad.

Comer en Bucarest

Hay decenas de restaurantes donde comer por toda la ciudad, los rumanos son grandes amantes de la comida, y su gastronomía es muy rica, donde abundan las carnes. El precio de una comida en un restaurante del centro es de unos 10 euros por persona, y te aseguro que nadie se queda con hambre.

Seguro de viaje

Cuando viajes siempre conviene llevar un seguro de viaje. Siempre pueden ocurrir situaciones en las que tengas un accidente, necesites un traslado médico o incluso medicamentos.

Si contratas el seguro de viajes haciendo click en el banner obtendrás un 5% en tu seguro por ser lector de Pasaporte para Viajar.

banner_naranja_300-x-250-def-con-ppv

Sobre mí

Raúl

Viajero incansable, hasta cierto punto obsesionado con los viajes. Siempre intento tener un billete de avión en la cartuchera.
Recuerdo el momento que por primera vez pisé el extranjero, tenía 18 años, ese fue un viaje de ida, aún quiero seguir conociendo más y más.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies